Andén 27

Blog de viajes y fotografía

lunes, 26 de noviembre de 2018

HUESCA. MONASTERIO DE SAN JUAN DE LA PEÑA.


Muy cerca de Jaca, en la provincia de Huesca, está situado este bonito y curioso monasterio, una joya dentro del románico. Bajo la montaña, está construido el viejo Monasterio de San Juan de la Peña, un lugar que hay que visitar sí o sí si visitas Jaca. Te aseguro que no te defraudará.
Huesca. Monasterio de San Juan de la Peña
Monasterio de San Juan de la Peña



DATOS PRÁCTICOS


Lo primero, vamos con los datos prácticos. Para llegar es necesario ir en coche porque está como a 30 minutos en coche desde Jaca por una carretera de montaña, un poco sinuosa, pero en bastantes buenas condiciones. Desde Jaca, se toma la N-240 hasta un desvío muy bien señalizado, que sigue por la A-1603 hasta Santa Cruz de la Serós. Luego hay que continuar hacia arriba hasta el Monasterio de San Juan de la Peña. Si el GPS os lleva por otro lugar, no le hagáis caso. La carretera es mucho peor y se tarda mucho, mucho más. Os lo digo por experiencia propia porque nosotros caímos en la "trampa del GPS".
El conjunto arquitectónico está compuesto por el Monasterio Nuevo y el Monasterio de San Juan de la Peña. Como la carretera es estrecha y hay muchos visitantes es necesario dejar el coche en el Monasterio Nuevo, al final de la carretera. En el monasterio Nuevo se compra la entrada, que tiene varias combinaciones, en función de lo que queráis visitar:
- Monasterio Viejo: Visita al Monasterio. Puede ser guiada o por libre.
- Centro de interpretación Monasterio San Juan de la Peña: Dentro de las ruinas del Monasterio Nuevo, es una recreación de las diferentes estancias de los monjes y una explicación de su vida y costumbres.
- Centro de interpretación Reino de Aragón: En el interior de la Iglesia, es una exposición interactiva que cuenta la historia de la corona de Aragón.
Monasterio Nuevo San Juan de la Peña. Huesca
Monasterio Nuevo 
Nosotros visitamos el Monasterio Viejo y el Centro de interpretación del Monasterio de San Juan de la Peña y estuvo muy interesante. Lo primero que vimos fue el Monasterio Viejo. Lo habíamos visto al subir en el coche e impresiona verlo, bajo la roca. Para llegar hasta allí, hay un autobús gratuito que baja y sube continuamente. Os aconsejo madrugar y subir pronto, porque luego se forman largas colas para coger el autobús y se pierde mucho tiempo a lo tonto.

MONASTERIO VIEJO DE SAN JUAN DE LA PEÑA


El Monasterio de San Juan de la Peña se divide en un Planta Baja, donde hay una iglesia prerrománica y una sala de Concilios, la zona del origen del Monasterio, y una primera planta donde se encuentra el panteón de los nobles, el panteón real, la iglesia, el claustro y la capilla de San Voto.

Pero ¿Por qué se construyó aquí un monasterio?

Cuenta la leyenda, que allá en los albores del S. VIII, un joven, llamado Voto, salió un día de caza por estos lugares. Divisó un ciervo y corrió tras él en frenética carrera. El animal, en la huida, cayó a un abismo y Voto, que llevaba el caballo desenfrenado, creyó correr su misma suerte. Se encomendó entonces a San Juan Bautista y se produjo un milagro. Su caballo paró en seco, con las patas traseras clavadas en el mismo borde del precipicio. El joven se apeó de su montura y dio gracias a Dios por haberle salvado.
Quiso entonces ver el lugar donde había caído el ciervo, y al pie de la roca encontró una gran cueva. En su interior, el joven encontró el cadáver de un ermitaño, Juan de Atarés, al que en vida se le tenía por santo. El cuerpo yacía con la cabeza apoyada en una piedra con la siguiente inscripción:
"Yo, Juan, primer anacoreta de este lugar, habiendo despreciado el siglo por amor de Dios fabriqué, según alcanzaron mis fuerzas, esta iglesia en honor de San Juan, y aquí reposo".
El joven, que sin duda aún no se había repuesto de la impresión anterior con el caballo, recibió esta nueva visión como una señal. Tras dar sepultura al ermitaño, decidió, junto a su hermano Félix, donar a los pobres sus cuantiosas posesiones y retirarse a esta cueva para siempre, dedicándose a la oración y la penitencia.

Hicimos una visita guiada donde nos explicaron toda la historia del Monasterio de San Juan de la Peña, pero para no alargar mucho el post, me voy a detener en lo que más me llamó la atención.

El panteón de los Nobles


Como indica su nombre, el panteón de los Nobles se trata de un cementerio donde se enterraron personajes ilustres de la época. Los tímpanos hacen alusión de alguna manera a la persona ahí enterrada, y bajo cada arquillo ajedrezado hay también figuras muy curiosas en las que detenerse.
Panteon de los Nobles en el Monasterio de San Juan de la Peña. Huesca
Panteón de los Nobles

El Claustro


Pero lo más impresionante de todo el Monasterio de San Juan de la Peña es su claustro. La mitad muy bien conservado, la otra mitad no tanto, ya que se han perdido los relieves de las columnas debido a la humedad, derrumbamientos de rocas y el paso del tiempo. Nos explicaron cada uno de los capitales, que contaban. Siempre pasajes de la biblia, desde Adán y Eva hasta la vida de Cristo.
Claustro San Juan de la Peña. Huesca
Claustro San Juan de la Peña.
Detalle del Claustro San Juan de la Peña. Huesca
Detalle del Claustro San Juan de la Peña

Otra de las curiosidades que hay en el Monasterio de San Juan de la Peña, y basado en leyendas, es que aquí estuvo escondido el Santo Grial, hasta que fue llevado a Valencia en 1347. Hay una réplica en la Iglesia del santo Cáliz.

CENTRO DE INTERPRETACIÓN DEL MONASTERIO SAN JUAN DE LA PEÑA


Después de la visita al Monasterio de San Juan de la Peña, esperamos la cola del autobús y subimos de nuevo al Monasterio, donde nos quedaba la visita al centro de interpretación del Monasterio de San Juan de la Peña. La verdad es que es un museo muy curioso. Con paneles explicativos de la historia del Monasterio, de los monjes y de su vida cotidiana. Así como producciones de las estancias donde vivían y trabajaban los monjes del Monasterio de San Juan de la Peña.
Centro de interpretacion San Juan de la Peña. Huesca
Centro de interpretación San Juan de la Peña
Aquí te puedes pasar todo el tiempo que quieras. Si lees con atención todos los paneles, pueden ser incluso horas. Nosotros hicimos una visita rápida al centro de interpretación del Monasterio de San Juan de la Peña, parándonos en los puntos que más nos interesaban. Hasta que estuve preparando mi viaje a Huesca no conocía la existencia del Monasterio de San Juan de la Peña, y es realmente una joya del románico. Muy curiosa para visitar con niños y muy interesante si te apasiona el arte.

Si te ha gustado esta entrada, compártela con tus amigos. ¡Gracias!

6 comentarios:

  1. Tanto en Monesterio bajo como el paraje dónde se encuentra me parecieron maravillosos. Me quedé con las ganas de hacer el sendero que permite subir al centro de interpretación desde el monasterio bajo. Quedará para otra ocasión

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nosotros hicimos un poco y el entorno es una pasada. Un lugar que no hay que perderse.

      Eliminar
  2. Hace mucho tiempo que visité este precioso lugar. Tanto que no me acordaba de casi nada y tu post me ha refrescado la memoria (incluso descubierto cosas que no sabía jejeje). Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué bien que te haya llevado de vuelta al Monasterio de San Juan de La Peña!! Viajes virtuales y de memoria también molan..

      Eliminar
  3. La primera vez que lo visité me sorprendió mucho, tanto el monasterio como su ubicación. Hace un par de años lo he vuelto a visitar y he vuelto a tener la misma sensación y con tu post he vuelto a viajar en el tiempo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que es increíble!! Yo ví las fotos y me gustó pero al ver el monasterio de San Juan de la Peña en vivo y en directo flipé mucho más!!!

      Eliminar

Gracias por comentar en Anden 27.